3

¡Buenos días a todos!

Aunque supongo que estos días se os han hecho eternos sin vuestros hijos, aquí pasan muy deprisa y sin darnos cuenta llevamos casi una semana.

Primero, deciros que todos están bien y se lo están pasando genial. Muchos de ellos como habéis podido comprobar no han tardado en olvidarse de vosotros. Los que no, lamento deciros que no tardarán en hacerlo.

Domingo: ¡Que comience nuestra aventura en Inglaterra!

El viaje, con su escala en Ámsterdam, fue muy largo, pero las cartas de Castronegro nos amenizaron las esperas. Nos tuvieron como marqueses, dándonos de comer en ambos vuelos, y os puedo asegurar que no perdisteis dinero pues lo que no se comió uno se lo comió el de al lado.

¡Era hora de conocer a nuestras familias de acogida en Inglaterra! A Totnes llegamos muy puntuales y allí estaban todos, deseando conocernos. Para cuando me quise dar cuenta todos habían desaparecido. Tenían muchas ganas de estar con ellas y de descubrir su lugar de residencia de las próximas tres semanas.

1

Lunes: día de adaptación

Quizás fue el día más ajetreado y difícil. Ya sabéis, horarios nuevos, comidas nuevas, ciudad nueva, y mucha gente por conocer.

Para empezar bien el día nada mejor que un buen madrugón. Habíamos quedado a las 8:30h para hacer la división de las clases y de los grupos.

Tenemos dos: ”los juniors” y ”los young adults”, donde están los tres más mayores: Jorge, Manuel y Miryam.  Las actividades son distintas, (están adecuadas a la edad) , así como los horarios: los pequeños tienen clases por la mañana y actividades por la tarde, y los mayores al revés. Es por esto por lo que como podéis ver casi no tenemos fotos en grupo.

Ambos tuvieron una visita que sirvió para establecer un primer contacto con Totnes, un pueblo con unos paisajes espectaculares y del que nos estamos enamorando día a día.

2

Aquí tenéis a los dos grupos ganadores del Quiz que hicimos sobre Totnes.

3

Por la noche los pequeños estuvieron viendo una película y los mayores se fueron a un típico pub inglés a jugar al billar y a las cartas mientras se conocían entre ellos.

Martes: empieza la rutina

Por la mañana, mientras el grupo de los “juniors” estaban en clase, los “young adults” aprovechaban para visitar Torquay, un tradicional destino de playa. Enseguida se olvidaron de nosotros porque no nos enviaron ni una foto.

Por la tarde eran ellos los que estaban en clase mientras nosotros íbamos a Dartmoor Zoo, el zoo que está detrás de la película ” We bought a Zoo” (2011). 4

Tocaba noche libre y como nos echábamos tanto de menos decidimos quedar e ir a un pub a jugar al billar y claro está que este juego no es el nuestro. ¡Toda una noche para una partida!

Son las 9, hora de cenar en España. Aquí podéis ver a algunos de vuestros hijos. No os preocupéis, aunque parezcan unos muertos de hambre os aseguro que comer, comen muy bien.

Miércoles de deporte

Para ambos grupos tocaba día de deporte. Bajo un sol abrasador, pudimos disfrutar distintos deportes como: dodgeball, balonmano, baseball y como no, fútbol.

5

Por la noche los juniors tuvieron un taller de arte, mientras que los young adults estuvieron jugando a la wii, hablando y cantando con el sing stars.

Jueves

Los mayores estuvieron toda la mañana en la bolera.

6

Hoy les tocaba a los pequeños visitar Torquay. Tras hacer un pequeño quiz tuvieron la oportunidad de montarse en la noria o ir de compras. He de decir que muchos de ellos lo dudaron pues no podían volver a casa con las manos vacías, pero finalmente, como vamos a ir a más ciudades decidieron disfrutar de las maravillosas vistas que está cuidad nos regala. Probablemente una que yo me sé, se estará preguntado que les ha pasado a sus hijas para que no fuesen de compras. Fue una difícil decisión si.

Y entre una cosa y otra ¿por qué no un helado, una hamburguesa o un granizado? ¡Como comen vuestros hijos!

Hoy tocaba noche libre. Mientras unos la pasaban en casa con la familia otros, con más suerte, la pasaban en la playa.

Respecto al grupo, cualquiera diría que se conocen de toda la vida. ¡Son inseparables!

Esto es todo por ahora, hasta la semana que viene,

María