aprender japonés en Japón

Si estás pensado en hacer un curso de idiomas en el extranjero, en Lenfex tenemos muchísimo que ofrecerte. Un amplio abanico de programas para aprender distintos idiomas en el extranjero; y es que es así como realmente se aprende una lengua, estando en permanente contacto con ella durante las 24 horas del día.

 

¿Cuáles son las ventajas de estudiar idiomas en el extranjero?

Los beneficios de éste tipo de programas son muy amplias. Por un lado, aprenderás a desenvolverte tú solo en un país extranjero; no contarás con la ayuda de familiares y amigos, así que tendrás que aprender a valerte por tí  mismo. Por otro lado, harás nuevos amigos y conocerás gente nueva de distintos puntos del mundo. Y, por último, conocerás sitios que de otra manera manera no verías.

¿Qué pasará si me pongo enfermo cuando estoy en el extranjero?

En ningún momento estarás solo. Si decides alojarte en casa de una familia local, tanto ellos como tu persona de confianza local estarán ahí para ayudarte. Además, todos los programas para estudiar idiomas en el extranjero de lenfex incluyen en el precio una póliza de seguro médico y accidentes de amplia cobertura. Por lo tanto, estarás totalmente cubierto en el caso de que enfermes.

Si viajo a Estados Unidos o a cualquier otro país en el que necesite un visado, ¿Tengo que ocuparme yo de él?

Sí, tú serás responsable de llevar toda tu documentación personal en regla. Ésto se refiere tanto a tu DNI personal, tu pasaporte y la obtención del visado correspondiente dependiendo del país al que vas. Pero no te preocupes porque nosotros te asesoramos en todo lo que necesites.

En Lenfex ofertamos un amplio abanico de curso de idiomas en el extranjero que se ajustan a las necesidades de todo el mundo. Sabemos que estudiar idiomas en el extranjero es una decisión muy importante por el desembolso económico que supone, así que es indispensable elegir el programa correctamente.

En Lenfex te damos todas las opciones del mundo para que puedas realizar cursos de idiomas en el extranjero y aprender una lengua a tu manera, como a tí más te apetezca.