Grupo_estudiantes_Lenfex

No todos somos iguales y no todos necesitamos lo mismo para cumplir un objetivo común: hablar de forma fluida un segundo idioma.

En Lenfex sabemos cómo ayudarte y te asesoramos desde el principio hasta el final. ¿Cómo lo hacemos? Sigue leyendo…

Hablamos con vuestros padres. Siempre nos gusta hablar con ellos, qué nos comenten qué tipo de salida buscan, si es la primera vez que viajáis al extranjero solos, qué nivel de ese segundo idioma tenéis, cómo es vuestra personalidad, etc. A raíz de esa información, vamos concretando posibilidades de diferentes programas.

Programa. Os asesoramos para que el programa que hagáis sea el más adecuado, después de conocer todas las características que os definen. Por ejemplo para comenzar con pequeñas experiencias recomendamos los cursos de verano en el extranjero, donde los alumnos disfrutarán en grupo. Si por el contrario, quieren lanzarse a una aventura inolvidable ofrecemos la opción de pasar un año académico en el extranjero.

Destino. Siempre os preguntamos a qué país os gustaría ir a aprender un segundo idioma y es entonces cuando nos centramos en los destinos que tenemos. Os aconsejamos si es mejor una gran ciudad, una ciudad mediana o incluso un pueblecito.

Familia o residencia. En Lenfex siempre nos decantamos por una inmersión lingüística en una familia nativa, nos parece más real y además no solo te empapas del idioma, sino de una nueva cultura y costumbres, además de conocer cómo es el día día de esa familia en la que te vas a alojar durante un periodo de tiempo determinado. Pero para los amantes de la residencia, ¡que no se asusten! También tenemos esa posibilidad y os recomendaríamos cuál es la mejor en cada caso.

Duración. Dependiendo del programa elegido tendremos diferentes posibilidades de duración, pero siempre aconsejamos que como mínimo 3 semanas es lo adecuado.

¡No estarás solo! Te damos muchos motivos por los que confiar en Lenfex. En ningún momento te encontrarás sin apoyo. Dependiendo del programa que hayas elegido, puedes tener un monitor de Lenfex para lo que puedas necesitar o un coordinador local al que acudir. Sin olvidarnos de que para emergencias, podrás llamar al teléfono de Lenfex 24 h. Nos tendrás siempre antes, durante y después del viaje.

Cita. Nos gusta que nos pongáis cara, que sepáis donde están nuestras oficinas y sobre todo… ¡conocer al estudiante viajero! Que nos pregunte todas sus dudas y hacer que ese gusanillo que hemos tenido todos antes de una nueva aventura, desaparezca al salir de nuestras oficinas.

Manos a la obra con la organización del programa
. ¡Ahora nos toca a nosotros!

¿Empezamos a conocernos para poder asesoraros mejor?